Gen
Ex
Lev
Num
Deut
Jos
Jue
Rut
1 Sam
2 Sam
1 Re
2 Re
1 Cró
2 Cró
Esd
Neh
Tob
Jdt
Est
Job
Sal
Prov
Ecles
Cant
Sab
Sir
Isa
Jer
Lam
Bar
Ezeq
Dan
Os
Joel
Amós
Abd
Jon
Miq
Nah
Hab
Sof
Ag
Zac
Mal
1 Mac
2 Mac
SI quieres hacer algún bien, mira a quién lo haces; y tendrás mucho mérito en ello. 2 Haz bien al justo, y lograrás una gran recompensa, si no de él, al menos del Señor. 3 No lo pasará bien el que de continuo hace mal y no da limosnas; porque el Altísimo aborrece a los pecadores, y usa de misericordia con los que se arrepienten. 4 Sé tú generoso con el hombre misericordioso y justo, y no patrocines al pecador; porque Dios ha de dar su merecido a los impíos y a los pecadores, reservándolos para el día de la venganza.


5 Sé generoso con el hombre de bien, y no apoyes al pecador. 6 Haz bien al humilde, y no concedas dones al impío; impide que se le dé de comer en abundancia; para que no se alce sobre ti con lo mismo que le das. 7 Porque será doble el mal que reportarás por todo el bien que le hicieres; pues odia el Altísimo a los pecadores, y tomará venganza de los impíos.


8 No se conoce el amigo en la prosperidad; y en la adversidad no quedará oculto el enemigo. 9 En la prosperidad del hombre sus enemigos andan tristes; y en adversidad se conoce quién es su amigo. 10 Nunca te fíes de tu enemigo; porque como un vaso de cobre así cría cardenillo su malicia. 11 Aunque haciendo del humilde ande cabizbajo, tú está sobre aviso, y recátate de él. 12 No te lo pongas a tu lado ni se siente a tu diestra, no sea que volviéndose contra ti, tire a usurparte el puesto; por donde al fin caigas en la cuenta de lo que te digo, y te traspasen el corazón mis advertencias.
13 ¿Quién será el que tenga compasión del encantador mordido de la serpiente que maneja, y de todos aquellos que se acercan a las fieras? Así será del que se acompaña con un hombre inicuo, y se haya envuelto en sus pecados. 14 Algún tiempo estará contigo; mas si declinase tu fortuna, no te dará la mano. 15 El enemigo tiene la miel en sus labios; mas en su corazón está tramando cómo dar contigo en la fosa.


16 Derrama lágrimas de sus ojos el enemigo; pero si halla ocasión, no se hartará de sangre. 17 Y si te sobreviene algún mal, hallarás que él es su primer origen. 18 Llorando están los ojos del enemigo; mas en ademán de ayudarte te dará un traspié. 19 Meneará su cabeza, y dará palmadas, y hablando mucho entre dientes, hará mil visajes.

Mt

Mc

Lc

Jn

Hech

Rom

1 Cor

2 Cor

Gál

Efes

Fil

Col

1 Tes

2 Tes

1 Tim

2 Tim

Tit

Filem

Heb

Sant

1 Ped

2 Ped

1 Jn

2 Jn

3 Jn

Judas

Apoc

 

Padre
Hijo
Espíritu Santo
Ángeles
Satanás
Comentario
Referencia
Ilustración
Atlas