SALMO de cántico: á los hijos de Coré: para el segundo dia de la semana. 2 Grande es el Señor, y dignísimo de alabanza en la ciudad de nuestro Dios, en su monte santo. 3 Con júbilo de toda la tierra se ha edificado el santuario en el monte de Sión, la ciudad del gran rey, al lado del septentrión. 4 Será Dios conocido en sus casas, cuando haya de defenderla. 5 Porque he aquí que los reyes de la tierra se han coligado y conjurado unánimemente. 6 Ellos mismos, cuando la vieron así, quedaron asombrados, llenos de turbación, conmovidos, 7 y poseídos de terror. Se apoderaron de ellos dolores como de parto. 8 Tú con un viento impetuoso harás pedazos las naves de Tarsis. 9 Como lo oímos, así lo hemos visto en la ciudad del Señor de los ejércitos, en la ciudad de nuestro Dios; la cual ha fundado Dios para siempre. 10 Hemos experimentado, ¡oh Dios!, tu misericordia en medio de tu templo. 11 Al modo que tu Nombre, ¡oh Dios!, así tu gloria se extiende hasta los últimos términos de la tierra; tu diestra está llena de justicia. 12 Alégrese el monte de Sión, y salten de placer las hijas de Judá, ¡oh Señor!, por razón de tus juicios.

13 Dad vueltas alrededor de Sión, examinadla por todos lados, y contad sus torres. 14 Considerad atentamente su fortaleza, y notad bien sus casas o edificios, para poder contarlo a la generación venidera. 15 Porque aquí está Dios, el Dios nuestro, para siempre y por los siglos de los siglos. El nos gobernará eternamente.
Padre
Hijo
Espíritu Santo
Ángeles
Satanás
Comentario
Referencia
Ilustración
Atlas